Verano y salud oral | Clínica Dental SEDI
verano y salud oral

Verano y salud oral

Llega el verano y las vacaciones de much@s y con ello los hábitos cambian. Comidas que se prolongan, tiempo fuera de casa y cambios en la alimentación son algunas de las nuevas rutinas que se adquieren durante la época estival. Por esta razón, es imprescindible que tomemos algunas medidas para no descuidar nuestra salud bucodental, ya que esta época es propicia para que aparezcan o empeoren algunos problemas relacionados con los dientes y encías. Verano y salud oral están muy relacionados, ¡descúbrelo!

¿Cuáles son los problemas bucodentales más frecuentes en verano?

Las actividades relacionadas con el ocio propias de estos meses pueden ser causa de la proliferación de caries, enfermedades periodontales, halitosis o sensibilidad dental, como largas comidas y cenas fuera de casa que complican la higiene dental, el consumo de bebidas y alimentos fríos y/o azucarados y las altas temperaturas que causan sequedad bucal.

¿Cómo mantener nuestra salud oral en esta época?

Es sencillo seguir teniendo buena rutina de cuidado durante el verano. Sólo hay que incorporar pequeños tips a nuestro día:

  • No espaciar demasiado el tiempo entre comida y cepillado. Por eso, llevar siempre kit de cepillado de viaje es esencial.
  • Si olvidamos nuestro kit de cepillado o, simplemente, no podemos cepillarnos después de una comida, masticar un cicle sin azúcar prevendrá las caries y eliminará pequeñas partículas de la superficie de las piezas. Pero no debemos cambiar el cepillado por el chicle de forma continua.
  • La hidratación es fundamental, tanto para nuestra boca como para el resto de nuestro organismo. Beber mucha agua es una buena ayuda para proteger los tejidos de las encías. Además, si consumes una bebida o un alimento carbonatado, no olvides beber agua y cepillarte después.
  • Alguna fruta propia de esta época, como la sandía, puede convertirse en una gran aliada para la salud dental. Es un alimento genial para picar entre horas y su gran cantidad de agua aporta mucha hidratación.
  • Evitar el abuso del consumo de cítricos, ya que son frutas más ácidas que pueden dañar el esmalte de los dientes.
  • Al consumir bebidas carbonatadas y/o muy frías, usar una pajita reduce el contacto directo de la bebida con los dientes. Cepíllate los dientes tras beber un dulce refresco y, si puedes, evítalos.
  • El cloro de las piscinas puede manchar o erosionar los dientes. No vamos a decir que evitemos un refrescante baño en estos calurosos meses, pero recuerda cepillarte tras el chapuzón.

En SEDI, Clínica Dental en Toledo, tu salud dental no es un negocio, sino un objetivo. Estamos comprometidos con una odontología de calidad y el paciente es el centro de todo.

¡No olvides cuidar tu sonrisa en esta época! Verano y salud oral pueden convertirse en enemigos claros si te despistas. Y, si necesitas asesoramiento, llámanos al 925 337 032 | 639 846 163 o pide cita aquí.